aborto, duelo, Estado de ánimo, ILE, maternidad, muerte gestacional, pérdida de un hijo, psicología

Grupo de apoyo: mi experiencia

La psicóloga nos recomendó asistir a un grupo de apoyo que se reúne cada mes, creado para el acompañamiento al duelo para madres y padres que han perdido el hijo en el proceso de embarazo o durante su ingreso en el Servicio de Neonatología. Siguiendo su recomendación nos apuntamos por coreo electrónico y nos confirmaron que nos esperaban en la siguiente sesión, que fue la semana pasada.

Al llegar pasamos a una sala donde la psicóloga había preparado todas las sillas alrededor de la mesa larga, estaba preparado para 19 personas pero a última hora fallaron unas cuantas. Por turnos nos fuimos presentando, dijimos nuestros nombres y cómo había sido nuestro caso brevemente. Había tres parejas que habían asistido ya a reuniones previas, el resto eramos nuevos y a excepción de una, el resto teníamos muy reciente nuestra pérdida. Cuando llegó nuestro turno yo estaba rota. Me había ido empapando de las historias de las parejas que estaban allí sentadas, en nuestra misma situación o peor, y me sentí desbordada. Vi que todo aquello no era justo, que había parejas que habían tenido a sus hijos vivos en brazos y ahí mismo habían muerto. Casos de interrupción por un problema del feto eramos 3 y bajo mi punto de vista no deberían juntarnos en la misma sesión. El problema de base es el mismo, no tenemos a nuestros pequeños ya sea porque sus malformaciones eran incompatibles con la vida o porque simplemente sus corazones dejaron de latir (muertes súbitas un par creo, los otros otros casos) y en ese momento me sentí egoísta. Siempre que lo cuento utilizo ésta palabra, y no se si es la adecuada, pero digo egoísta porque sentí que de haber estado en su situación, mi pena sería más grande. Pienso que no es justo agrupar los distintos casos cuando yo se por qué mi hija no ha llegado a nacer y hay otras parejas que ni siquiera saben por qué. Hubo un chico que me hizo darle un giro a mi pensamiento, me hizo ver algo que yo ya sabía pero el malestar es tan grande que no te das cuenta: estábamos comentando otra chica y yo que el momento en el que hacen la reducción es horrible, porque pensamos que nuestro hijo ha muerto porque nosotras hemos consentido, no ha sido su curso “natural” por decirlo de alguna manera, sin nuestro consentimiento no los habrían pinchado. Éste chico dijo que los habíamos salvado. Y me puse en su piel y me dolió tanto… su niño superó un nacimiento prematuro y murió a causa de una infección que cogió estando en el hospital. En ese momento tuve vergüenza. ¿Cómo puedo estarlo pasando tan mal cuando hay gente que está peor? No me consuela el dolor ajeno, eso es una tontería, pero me dio la sensación de que estaba malgastando mis fuerzas sintiéndome tan mal en vez de mirar la parte positiva de todo.

Me sentí muy mal por todas esas parejas. Siempre he sido muy empática, demasiado, y tengo tendencia a hacer mio el sufrimiento de otros. De hecho en vez de dejar ahí mi carga, junto con la de ellos, para entre todos sobrellevarla, me quedé lo mío y un poco de cada uno de los que estaban allí, me lo llevé a casa y lloré por sus situaciones, es obvio que me pilla en horas bajas pero es algo que no me puedo permitir.

Asistir a un grupo de ayuda puede venir muy bien si en tu entorno no puedes hablar con libertad acerca de lo que te duele, o no puedes llamar a tu hijo por su nombre o llamarlo hijo siquiera, porque es una hora y media en la que nadie va a juzgar tus lágrimas, seas mujer u hombre. Pero yo no puedo empatizar porque para mi ha sido un retroceso emocional muy grande, o simplemente me ha hecho ver que no estaba tan bien como quería estar. De todas formas, dudo que asistamos a la próxima reunión.

Y poniéndome a escribir esto, me he dado cuenta de que hoy es día 22 y teníamos cita con la psicóloga del hospital por la mañana. Desde que fuimos la primera vez he sido consciente que el día 22 teníamos cita, no se me había olvidado, lo que no sabía es que hoy era 22.

No se ni en qué día vivo.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s